Connect with us

Continúa la depredación y el saqueo de nidos de tortuga en Guerrero

Published

on

Aún cuando se mantienen en peligro de extinción las tres especies de quelonios que sobreviven en el litoral de Guerrero, el problema de depredación de estas especies marinas sigue registrándose aún cuando hay una ley que prohíbe su captura y depredación, sin embargo, está no se respeta por los principales depredadores.

De acuerdo a datos oficiales proporcionados por autoridades federales quienes se encargan de la vigilancia y la aplicación de la ley en la zona de playa y del mar que comprende el litoral de Guerrero las tres especies de tortugas que se mantienen en un constante peligro de extinción por la mano del hombre, quien es considerado el principal depredador de la tortuga golfina, Laúd y Carey.

Lee también: Desovan tortugas marinas 700 huevos en zona Diamante

En el estado de Guerrero el principal depredador de los quelonios, lo representa el hombre, posteriormente los problemas de contaminación que se tienen en el mar, debido a los arrastres de miles de bolsas de plástico, botes, además de las distintas especies de redes que utilizan pescadores en las cual las tortugas quedan atrapadas perdiendo muchas la vida de forma instantánea, mientras que otras sufren de considerables daños en sus caparazones, aletas y patas que les llegan a complicar su vida marina y la defensa que deben de tener en el océano.

La ley en materia ecológica a nivel nacional determina como un delito grave el saqueo y la comercialización del huevo y la carne de tortuga, en Guerrero el problema de la depredación de los quelonios no ha sido erradicado debido a la poca participación que han tenido autoridades de la Profepa y Semaren quienes fuera de proceder contra los miles de depredadores, prefieren vigilar de manera directa a los campamentos tortugueros para obligarlos a cumplir con la norma 062 de Vida Silvestre.

Dejando que el principal depredador de estos animales marinos violen la ley y se olviden de las sanciones que representa matar y comercializar carne y huevos de tortuga con toda impunidad.

En el estado de Guerrero son más de 20 las Unidades de Manejo AmbientalCampamento Tortuguero”, de los cuales 12 funcionan en distintas playas de la región Costa Grande, mientras que en Acapulco por lo menos cinco de éstos están siendo vigilados tanto por elementos del Ejército Mexicano, Marina, hoteleros y ambientalistas que tienen a su cargo la llamadas UMA, muchas de éstas sin el apoyo económico por parte de los gobiernos.

En el mundo hay seis especies de tortugas marinas que se encuentran en esta situación la tortuga carey (Eretmochelys imbricata), la tortuga de Ridley o lora (Lepidochelys kempii), la tortuga baula (Dermochelys coriacea), la tortuga de caja rayada (Cuora trifasciata), la tortuga de cuatro ciénegas (Apalone ater) y la tortuga de caparazón blando de Shanghái (Rafetus swinhoei).

Las tortugas o quelonios forman un orden de reptiles caracterizados por tener un tronco ancho y corto, y un caparazón o envoltura que protege los órganos internos de su cuerpo.

Cabe destacar que las tortugas también se han convertido en una especie de atracción turística, ya que los distintos campamentos que se tienen en el estado realizan acciones que son encaminadas a su liberación, así como a su historia que se da a conocer con la única esperanza de que este animal no sea depredado.

Las tortugas marinas están protegidas por la Ley de Especies en Peligro de Extinción de 1973, sin embargo, ésta es violada cada vez que el principal depredador se apodera de los nidos que éstas ponen en playas, además de sus caparazones y carne que ponen a la venta en muchas ocasiones a la vista de las propias autoridades.

De acuerdo a los mismos datos que dan a conocer los protectores de las tortugas y coordinadores de los campamentos, por lo menos el 60 por ciento del total de nidos que los quelonios hacen en las playas son robados, y sólo el 40 por ciento son rescatados para su cuidado en el tiempo por los 30 o 60 días que dura su incubación.

La zona del estado donde se registra el mayor número de casos de depredación de tortugas y robo de huevos para su venta ilegal es la Costa Chica y en este lugar no hay ni una sola dependencia donde se pueda realizar una denuncia formal por la muerte de tortugas, así como por saqueo de nidos de huevos de estos quelonios.

Tanto para autoridades de gobierno, así como turistas y empresarios, una Unidad de Manejo Ambiental (UMA), de tipo campamento hormiguero, significa un aliado para conservar a la especie y evitar bajo cuidados especiales la extensión.

Quien fuera director de Medio Ambiente Y Recursos Naturales de Zihuatanejo y también encargado de campamentos tortugueros, Gustavo Adolfo Gurrión Maldonado, dijo que la situación es crítica debido a la falta de atención de las autoridades que a pesar de que hay una ley, no se aplica en contra de quienes provocan la muerte de tortugas y el saqueo de nidos.

Gurrión Maldonado, dijo que la autoridad fuera de mantener una vigilancia real para detener la matanza de las tortugas y el robo de huevos, además de la detención de quienes trafican y comercializan este tipo de animales en peligro de extinción, se dedican más a la supervisión y vigilancia de los campamentos para que cumplan con la norma 062 de Vida Silvestre.

En Guerrero la situación en contra de las especies marinas como las tortugas es crítica, por lo que se requiere de una verdadera aplicación de la ley para poder disminuir los índices tan altos que se tienen en saqueo de nidos de huevos, muertes de quelonios y el tráfico ilegal de estos animales en peligro de extinción.

Las tortugas Laúd y Carey son las especies más afectadas con la depredación del ser humano así como la zona del deslave de estos animales que a través de los años también ha disminuido el arribo y animación a las zonas de arena sobre todo en temporada de lluvias.

En un parámetro de hace unos 15 años, había una liberación de cinco mil crías y en el caso de la tortuga Carey, la más pequeña de todas, se liberaban hasta 15 mil ejemplares, en la actualidad no hay registro de presencia de este tipo de especie desde hace unos ochos años.

Además de la especie Carey y Laúd, la Golfina que es la que más arriba a las playas de Acapulco, también registra una disminución considerable en cuanto a sus arribo a la zona de área así como de nidos que en su mayoría son también saqueados se forma ilegal.

En Acapulco hay más de seis campamentos tortugueros que funcionan sin el apoyo de las autoridades de gobierno, y estos representan el cuidado de las especies en peligro de extinción.

Guerrero

AHETA reconoce ante Sectur cambios municipales con el nuevo gobierno de Acapulco

Published

on

By

En reunión con el secretario de Turismo municipal, David Abarca Rodríguez, el presidente de esta asociación, Alejandro Domínguez Aveleyra, manifestó al gobierno municipal el compromiso de sus agremiados para trabajar conjuntamente por un mejor Acapulco.

Reiteró que el trabajo coordinado entre el sector público y privado permitirá un mayor avance, mejores acciones, y obras que beneficien al sector y a la ciudadanía.

Resaltó que su grupo empresarial brindará su apoyo a la administración, también le solicitó al secretario de Turismo ser portavoz de sus demandas y celebrar mesas de trabajo con las dependencias municipales para resolver temas que aquejan a este sector.

David Abarca reiteró que uno de los compromisos de los primeros 100 días de gobierno es la mejora en la franja turística en temas de saneamiento y seguridad, así como reposicionar el nombre de Acapulco a nivel internacional con eventos culturales y deportivos.

Seguir Leyendo

Guerrero

La CAPAMA no ha atendido las fugas de agua potable en la ciudad

Published

on

Mientras que miles de familias que viven en colonias de la parte alta de la ciudad siguen sufriendo por la falta del servicio de agua potable, en otros lugares miles de litros del vital líquido se siguen desperdiciando por fugas en las tuberías.

En la colonia Lázaro Cárdenas se tienen dos fugas de agua que desde hace meses no han sido reparadas por lo que el desperdicio de agua es constante.

Los vecinos que viven en la calle principal de la colonia indicaron que el problema de la fuga de agua no sólo ocasiona que cuando se llega a tener el servicio se sufra de la falta de presión para que el vital líquido llegue a las partes altas, sino también es un riesgo de que se sufra de algún accidente para las personas de la tercera edad que caminan por el escurrimiento de agua.

Lee también: Arrastra CAPAMA un adeudo de mil 800 mdp

Señalaron que en distintas ocasiones han realizado los reportes a través de llamadas telefónicas a la CAPAMA pero no se ha respondido de manera favorable, por lo que las fugas de agua potable siguen en dicho asentamiento humano ubicado a la altura de la parada de La Cima.

Los afectados como Arturo Estrada Calixto indicaron que se requiere de la atención del personal de la paramunicipal para resolver el problema de las fugas de agua, por lo que esperan que respondan de manera inmediata.

De acuerdo al mismo personal de la CAPAMA, en la ciudad se registran diariamente entre 20 y 30 fugas de agua potable, debido al deterioro en el que se encuentran las líneas de distribución.

Según cifras de la paramunicipal, en Acapulco se pierden 300 litros de agua por segundo por las fugas que se registran diariamente, esta cantidad representa el 11 por ciento de los tres mil 800 litros que se producen en los sistemas de captación por segundo.

Seguir Leyendo

Guerrero

Abelina López se reúne con el SAT en busca del saneamiento financiero

Published

on

By

La alcaldesa destacó que con dicha reunión se buscan alternativas para retomar una ruta de crecimiento económico en el municipio.

Seguir Leyendo

Tendencia